top of page

LEVÍTICO – Vayikrá- que significa: “Ahora Él Llamó”

Estas son las palabras del libro de Levítico. Los Hebreos eventualmente llamaron a cada libro de la Biblia de acuerdo a la frase de apertura del libro. Levítico 1:1a “El Señor llamó a Moisés desde el Tabernáculo”… El título del libro mismo, nos dice acerca del tema del que se hablará. Su nombre se deriba de la Tribu de Leví. El tercer hijo de Jacob. Moisés y Aarón eran Levitas. Una tribu especialmente escogida por Dios para liderar y guiar al pueblo hacia la adoración y al servicio que le agrada a Él. Mas adelante, descubrirémos por que fueron elegidos de entre las doce tribus para esta tarea tan espiritual. Levítico nos dará la visión del mundo sacerdotal. Por qué eso es importante para nosotros? Porque nosotros hemos sido declarados sacerdotes. Como discípulos del Señor Jesucristo, NOSOTROS somos los sacerdotes del Reino de Dios.

Por favor leamos esta palabra con toda atención: Apocalipsis (Revelaciones) 1:1-3, 5-6

“Esta es una revelación de Jesucristo, la cual Dios le dio para mostrar a sus siervos los acontecimientos que deben suceder pronto. Él envió a un ángel a presentarle esta revelación a su siervo, Juan, 2 quien relató con fidelidad todo lo que vio. Este es su relato de la Palabra de Dios y del testimonio de Jesucristo.

3 “Dios bendice al que lee a la congregación las palabras de esta profecía y bendice a todos los que escuchan el mensaje y obedecen lo que dice, porque el tiempo está cerca.”

5y de Jesucristo. Él es el testigo fiel de estas cosas, el primero en resucitar de los muertos y el gobernante de todos los reyes del mundo.

Toda la gloria sea al que nos ama y nos ha libertado de nuestros pecados al derramar su sangre por nosotros. 6 Él ha hecho de nosotros un reino de sacerdotes para Dios, su Padre. ¡A él sea toda la gloria y el poder por siempre y para siempre! Amén.”

Nosotros hemos sido oficialmente incluidos como sacerdotes de Dios debido a nuestra fe y obediencia en Jesucristo, al igual que Dios declaró la tribu de Leví para ser sus sacerdotes. En esta Travesía por el Libro de Levítico, vamos a vernos como Dios nos ve. Romanos 15:4 “Tales cosas se escribieron hace tiempo en las Escrituras para que nos sirvan de enseñanza. Y las Escrituras nos dan esperanza y ánimo mientras esperamos con paciencia hasta que se cumplan las promesas de Dios.” También somos la Novia del Cordero Apocalipsis 19:7-8 Alegrémonos y llenémonos de gozo y démosle honor a Él, porque el tiempo ha llegado para la boda del Cordero, y su novia se ha preparado. 8 A ella se le ha concedido vestirse del lino blanco y puro de la más alta calidad». Pues el lino de la más alta calidad representa las buenas acciones del pueblo santo de Dios.”

El libro de Éxodo termina con la Gloria del Señor llenando La Tienda de Reunión. El Tabernáculo era la casa de Dios en la tierra. ÉL lo llenaba con su Presencia y con Su Gloria. El libro de Levítico nos habla acerca de los principios morales que la novia Israel debe tener para poder ir hasta la misma presencia del Eterno Dios y Creador. Nos habla de el comportamiento de la novia dentro y fuera de la casa, para poder disfrutar de Su Presencia Gloriosa. Somos Templo, el Tabernáculo de Dios 2 Corintios 6: 16 ¿Y qué clase de unión puede haber entre el templo de Dios y los ídolos? Pues nosotros somos el templo del Dios viviente. Como dijo Dios: «Viviré en ellos y caminaré entre ellos. Yo seré su Dios, y ellos serán mi pueblo.

26 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo